#SEXUALIDAD
#SUELO PÉLVICO

El mito de los orgasmos

By Benuren

¿Distintos tipos de orgasmos? ¿Orgasmo clitoriano o vaginal? ¿Seré multiorgásmica? Estas y unas tantas preguntas más llegan a mi cabeza cada vez que entre amigas hablamos de sexo.

 

¿Cómo se desencadena el orgasmo femenino?

 

El gran misterio para cualquier hombre y mujer, el orgasmo femenino. Cuando hablo con las amigas de este tema, vaya... parece que todas tienen saben de sobra qué es esto, cómo se siente y cuando sentirlo. No lo tengo tan claro… Siempre me queda esa triste sensación de que muchas mujeres no han tenido un orgasmo y prefieren “hablar por hablar” antes que decir la verdad como: “Mira, sinceramente, no he tenido un orgasmo y me encantaría tenerlo”. 

 

Según los datos de recientes estudios, sólo un 65% de las mujeres llegan al orgasmo en todos sus encuentros o en la mayoría de sus relaciones

 

Empecé con mi marido a los jovencísimos 23 años, antes tuve unas cuantas relaciones, y la realidad, hasta que no le conocí  y me acople a él, no había sentido un orgasmo, ni siquiera a través de la masturbación. Así que me avenuturo a decir que tener un orgamos no es un “mete-saca”, sino que hay mucho más detrás de ello. 

 

Una definición del orgasmo muy acertada es, según el psicólogo Joserra Landarroitajauregi, “una respuesta cerebral que se expresa como una sensación gozosa e intensa y se desencadena, involuntariamente, cuando tiene un umbral de excitación suficiente”. 

 

Sigmund Freud, el famoso médico neurólogo, postuló el retrógrado pensamiento de que “las mujeres que tenían orgamos por excitación clitoriana eran inmaduras y neuróticas, porque un auténtico orgasmo es vaginal” y tan pancho se quedó. Esta teoría se defendió, por otros tantos seguidores de Freud, hasta hace unas cuantas décadas. ¿Sorprendente verdad?

 

Sinceramente, me quedo con la definición de Landarroitajauregi, mucho más acertada, real y científica. De hecho, es el momento perfecto para decirte que eso de “hay distintos tipos de orgasmo” es la mayor mentira de la historia. 

 

La experiencia orgásmica es única e inconfundible

 

Lo cierto es que existen múltiples caminos para alcanzar el orgamo, podemos tener un orgasmo a través de distintas vías, entre otras, mediante excitación del clítoris, penetración o juegos previos. 

 

Según la zona genital que se estimule se activan diferentes áreas del cerebro, eso sí, todas localizadas en la corteza sensorial genital. Así que cuando nuestro clítoris se lo está pasando “pipa” envía al cerebro la información a través del nervio pudendo, la vagina lo envía a través del pélvico y cérvix o cuello útero lo hace a través del pélvico, hipogástrico y bajo. Al final, el cerebro traduce esa información y… llegó el orgasmo. 

 

No importa el camino, sino el destino. 

 

También aclarar que eso de mezclar orgasmo y eyaculación femenina es un error. La eyaculación femenina que produce las glándulas de skenes, segregan un líquido blanquecino poco espeso y discreto, nada parecido a esos chorrazos que aparecen en las pelis XXX, podemos tener un orgasmo sin eyaculación y viceversa. 

 

¿Qué mitos existen sobre el orgasmo?

 

Existen dos tipos de orgasmos, vaginales y clitorianos. FALSO. Después de la explicación científica, ¿aún crees que existen distintos tipos de orgamos? Por si tienes dudas: NO. Podemos llegar a Roma por distintos caminos, pero el objetivo es Roma. Con los orgamos pasa lo mismo. Acariciar nuestras zonas erógenas hará que nos excitemos, enviaremos involuntariamente esta señal al cerebro que desatará el orgasmo. ¡Lo mejor es combinarlo todo! 

 

Hay mujeres que son multiorgásmicas y otras no. FALSO. Todas las mujeres somos multiorgásmicas, es decir, podemos tener en un mismo encuentro sexual varios orgasmos. Las mujeres, a diferencia de los hombres, no tenemos ese “periodo refractario”, tiempo que pasa desde que el hombre eyacula hasta que vuelve a sentir excitación, ese momento de: “me tengo que recuperar”. Lo unico que necesitamos para tener multiples orgamos es volver a estimularnos durante ese periodo y volvemos a empezar. 

 

El deseo sexual de las mujeres es tan intenso como el de los hombres. FALSO. Estudios realizados por la universidad estatal de Florida (Florida State University) comprobaron que los hombres tienen un mayor deseo sexual, debido a que tienen más fantasías sexuales y, además, piensan en el sexo al menos una vez al día. Bueno… esto no hace falta que nos lo corrobore una Universidad, cualquier mujer con pareja o sin pareja lo sabe. 

 

El apetito sexual en la mujer, según su etapa de la vida, aumenta o disminuye. FALSO. La menstruación y sus cambios de hormonas y humor hace que nuestro apetito sexual varie. Del mismo modo, la llegada de la menopausia y la bajada de estrógenos, así como lidiar con sequedad, escozor o molestias durante la penetración, provoca que el apetito sexual disminuya. Gracias a los avances y a la tecnología de láser vaginal, ahora podemos reactivar y darle vida a nuestro apetito sexual cuando llega la menopausia. 

 

Ellas suelen requerir más tiempo y más intensidad de estimulación previa para alcanzar el nivel adecuado de excitación. FALSO. No es que nosotras necesitemos más tiempo para excitarnos, es que los hombres antes de iniciar los juegos previos, llevan pensando en el sexo un rato. No se si esto os ha pasado alguna vez, que igual soy rara, pero eso de estar sentada tranquilamente viendo una película, empezar con los mimitos y darte cuenta que él ya lleva un empalme que no es normal… Claro, mientras tu miras la tele absorta en la historia, él está mirando tu escote y fantaseando durante media hora. Nos llevan ventaja… Simplemente. 

 

También es cierto, que en todo esto hay mucho más, el estado de ánimo, la química con tu pareja, el estado de tu suelo pélvico, la capacidad de contraer más o menos la vagina… Todo suma. 

 

¿Cómo tener orgasmos más intensos? 

 

Son muchos los factores que intervienen para que nos volvamos locas de placer y toquemos el séptimo cielo.  Pero uno clave es el estado de nuestro suelo pélvico, ya que tiene mucho peso en la calidad de los orgasmos, dado que las contracciones rápidas de estos músculos ocasiona ese placer que llamamos orgasmo. 

 

¿Qué ganamos si nos curramos nuestra musculatura pélvica? SUPEROGASMOS. 

 

Además de las contracciones, tener el suelo pélvico fortalecido aumenta la circulación sanguínea en la zona y la irrigación de las paredes es mayor, en conclusión, la sangre llega más rápido al clítoris, la excitación sexual llega antes y, con ella, un intenso orgasmo favorecido por las fuertes contracciones de los músculos del suelo pélvico. 

 

Tenemos muchas opciones para fortalecer el suelo pélvico, con supervisión de profesional, podemos hacer ejercicios hipopresivos o ejercicios de kegel. También hay otras opciones más novedosas, como la tecnología que ofrece el Vaginal Training: electroestimulación, biofeedback y reeducación del suelo pélvico. 

 

Esta tecnología es genial, cuando la probé después de dar a luz, además de fortalecer los músculos, descubrí mucho más sobre mi cuerpo, sobre cómo mover los músculos y no confundir el suelo pélvico con los abdominales. 

 

¿Te gustaría saber más sobre Vaginal Training? Ponte en contacto con nosotros, ha llegado el momento de tener SUPERORGASMOS

 

 

¿Quieres fortalecer tu suelo pélvico? ¿Sábes lo importante que es cuidar de él? 

 

Te dejamos este ebook GRATIS donde descubrirás “La importancia de cuidar tu suelo pélvico”

DESCARGAR

Descarga nuestro ebook

Sexo y Menospausia

BeNuren es comunidad

Únete a nuestras redes

facebook benuren twitter benuren instagram benuren youtube benuren

Consulta al especialista

Necesitas una consulta personalizada?

¿Qué opinas?

Únete a nuestra comunidad

slogan benuren
HECHO POR Y PARA MUJERES