Durante la menopausia es algo normal o habitual ganar peso. Además, tiene que ver con la acumulación de la grasa abdominal una vez llegada la mediana edad. A medida que envejecemos, acumulamos más grasa y con el paso del tiempo más. Tienes que aceptarlo con naturalidad, como todas las etapas, algunas costarán más que otras. 

El aumento de grasa abdominal es algo  muy común, este tipo de grasa se encuentra en el interior del abdomen y está relacionado con enfermedades del corazón, diabetes. La edad y la menopausia, influyen. También, la mala alimentación es un factor que influye. 

¿Por qué mi abdomen aumenta? 

Es muy sencillo. Tu peso está determinado por las calorías que consumes y las que quemas diariamente. Si comes o comes mucho y no te mueves, probablemente, tu peso aumente y se vaya gran parte de la grasa al abdomen. Además, con los años, la grasa aumenta y la pérdida de masa muscular disminuye a la vez que tu cuerpo utiliza las calorías. 

Consejos para tener una buena alimentación

Una técnica si queremos despedirnos de la grasa abdominal localizada, es aprendiendo a controlar el peso, mejorar la salud:

  • Elimina las bebidas azucaradas. Estas bebidas azucaradas durante la menopausia pueden acarrear problemas de obesidad, salud, diabetes, entre otras. Sustitúyelo por agua o bebidas con edulcorante natural. 
  • Ejercicio físico. El ejercicio físico tienes que incorporarlo en tu vida porque se va a quedar contigo para siempre, elige un tipo de ejercicio adecuado para ti, para eliminar la grasa, no te olvides que salir a caminar es muy beneficioso para la salud y más en la menopausia. 
  • Come equilibrado. No debes olvidarte de las verduras, frutas, pescados… alimentos ricos en fibra. Para mantener una rutina equilibrada, ahora más que nunca debes comer de todo y bien. 

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.